In Domini - www.indomini.es.tl
  CSI
 
.:: CATECISMO SOCIAL DE LA IGLESIA ::.
Contenidos:
:: ¿Que es el Catecismo Social de la Iglesia?
:: La Doctrina Social de la Iglesia
:: El Orden Social

:: CAPÍTULO PRIMERO: LA PERSONA HUMANA
     :: Jesucristo, perfecto Dios y perfecto hombre 
     :: La Persona Humana: Su ser y su dignidad 
            Los Derechos Humanos
            El respeto a la vida humana
            La Propiedad privada 
     :: La acción humana: Libertades, Derechos y Deberes 
            La libertad
            La libertad y la leyes 
     :: Variedad y extensión de derechos y libertades de la persona
            La libertad religiosa y de pensamiento
            Libertad para la elección del género de vida
            El trabajo y sus derechos
            Derechos y Deberes Políticos


:: CAPÍTULO SEGUNDO: LAS SOCIEDADES HUMANAS
      :: Familia y Educación 
            El matrimonio
            La transmisión de la vida 
            La Familia 
            La educación 
      :: Deberes y Derechos de los medios de comunicación social 
      :: Tranajo y Economía 
            Cuestiones planteadas por el “ser”y el “tener” 
            El orden laboral
      :: Las sociedades protagonistas de las relaciones económicas 
            Empresas, sindicatos y cuerpos intermedios 
            El Estado
      :: El poder político
            La legitimidad del poder político 
            El ejercicio del poder político 
            La dimensión internacional de la Doctrina Social


__________________________________________________

¿QUE ES EL CATECISMO SOCIAL DE LA IGLESIA?
     El 15 de mayo de 1891, el gran Papa León XIII promulgaba la carta encíclica “Rerum novarum” con la única finalidad, como muy bien lo expresara el Pontífice, de “debiendo Nos velar por la causa de la Iglesia y por la salvación común, creemos oportuno (...) hacer (...) lo que hemos acostumbrado (...)” (RN 1).
     “Rerum novarum” venía a ser el punto de llegada de las ideas católicas sociales de la primera mitad del siglo XIX y del desenvolvimiento del catolicismo social elaborado en el transcurso de la segunda mitad del siglo pasado. Recogía la encíclica todo un trabajo de elaboración social. Sería de gran interés estudiar la efervescencia de ideas y de conceptos sociales del siglo pasado hasta llegar a la “Unión de Friburgo” que se constituyó en fragua para la encíclica antes señalada.
     Pero la “Rerum novarum” fue también el punto de partida para una elaboración sistemática de lo que se ha dado llamar “La Doctrina Social de la Iglesia” que hasta nuestros días ha servido de faro en la problemática social de la humanidad, unas veces para alabarla y seguirla, otras para criticarla y alejarse de ella. “Quadragesimo anno”, “Mater et Magistra”, “Pacem in terris”, “Ecclesiam suam”, “Populorum progressio”, “Laborem exercens”, “Sollicitudo rei socialis”, “Centesimus annus”, “Gaudium et spes”, “Octogesima adveniens” son, entre otros muchos documentos, profundización, énfasis, aclaratoria, cambio de rumbo, puesta al día de la ya centenaria encíclica leoniana. No todo ha sido fácil. No han faltado incomprensiones y tergiversaciones venidas de la misma clerecía.
     En toda la Doctrina Social de la Iglesia hay como una columna vertebral: el hombre. Pero, el hombre visto en su integridad y desde la visión de Dios: realidad terrena y trascendental; pecador y llamado a la gracia; con vocación de grandeza y con la fragilidad del pecado original; con capacidad para lo más sublime y para lo más aberrante. Revestido de lo que llamo la grandeza y la tragedia del hombre y al mismo tiempo lo que lo define: su libertad. El hombre es lo más grande entre los seres creados del universo. Está planteado el reto de la elaboración sistemática de una antropología. Juan Pablo II ha puesto las bases.
     Los presbíteros Fernando Castro y Jaime Molina han elaborado este “Catecismo Social”. Considero que era necesario en los tiempos que vivimos una sistematización de la Doctrina Social de la Iglesia sin matizarla ni ideologizarla. Será muy necesario en los años por venir, conocer en profundidad el pensamiento social de la Iglesia.
     Quiera Dios bendecir este trabajo y que redunde en su mayor honra y gloria, y en bien de los hombres.
     Con mi bendición, San Felipe, junio 29, 1999.

+ Nelson Martínez Rus
Obispo de San Felipe


:: LA DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA 

1. ¿Qué es la Doctrina Social de la Iglesia?
La Doctrina Social es un conjunto de enseñanzas que, desde finales del siglo XIX hasta nuestros días, la Iglesia ha ido proponiendo a todos los hombres para lograr una sociedad más justa que haga más felices a quienes la componen al mismo tiempo que les facilita su camino hacia el Cielo.

2. ¿Por qué se hace injusta una sociedad? La sociedad civil se hace injusta cuando los hombres que la componen viven como si Dios no existiera. El olvido de la ley de Dios y de sus exigencias degrada la convivencia de los hombres promoviendo odios e injusticias cada vez más fuertes, haciendo la vida social cada vez más violenta. Puede decirse que la causa principal de las injusticias es el pecado personal.

3. ¿Cuál es el mayor bien que puede darse en una sociedad? El fruto de la justicia es la paz, que es el mayor bien para toda sociedad. En tiempos de paz es posible el progreso de la sociedad y el desarrollo de la persona en todos los campos: en aspectos económicos y de bienestar material; en la difusión de los bienes espirituales y culturales; en el progreso de las familias; en la promoción humana de los pueblos. La violencia no es cristiana y quienes la promueven no tienen a Dios en su corazón.

4. ¿Por qué se ha desarrollado la Doctrina Social de la Iglesia? Se debe a que en este siglo se ha dado propiamente el proceso descristianizador de nuestra cultura. Cuando una sociedad se hace sin la referencia a Dios, se corrompe en ella el conjunto de valores propios de la cultura: no se comprende bien quién es el hombre, su destino, su dignidad, sus derechos; se desconoce el auténtico sentido de la libertad humana y sus límites; el origen de la autoridad; las leyes sobre la sexualidad, el matrimonio y la familia, el valor de la vida humana; el sentido del trabajo, las exigencias de solidaridad con los más necesitados... Y la Iglesia se ha visto obligada a recordar a todos estas enseñanzas mediante su Doctrina Social.

5. ¿Por qué es tan importante conocer bien estas enseñanzas? “Difundir esta doctrina constituye una verdadera prioridad pastoral”, se lee en la Exhortación Apostólica La Iglesia en América (n. 54). La llamada a la Nueva Evangelización que Juan Pablo II ha hecho para toda la Iglesia, supone volver a informar de sentido cristiano nuestra sociedad. Y para eso se requiere conocer bien los principios cristianos que fundamentan nuestra cultura. Puede decirse que conocer, difundir y vivir la Doctrina Social de la Iglesia es conocer, difundir y vivir una parte esencial del genuino mensaje cristiano del Evangelio, que necesita nuestro tiempo. A esta tarea quiere contribuir este Catecismo Social. 


EL ORDEN SOCIAL

6. ¿Porqué decimos que el hombre es un ser social?
Porque sin relacionarse con los demás no puede vivir ni desarrollar sus cualidades. Viviendo en soledad no podría conseguir lo necesario y útil para su vida, ni adquirir la perfección de su espíritu y de sus sentimientos. Por eso la Providencia lo ha hecho sociable: para que alcance su plenitud en unión con los otros hombres en la familia y en la sociedad civil.

7. ¿Qué es la sociedad civil? La sociedad civil es el ámbito donde las personas, las familias y otros grupos sociales, pueden alcanzar los bienes que necesitan para lograr sus fines y objetivos propios.

8. ¿Cuál es el fin de la sociedad? El fin u objetivo principal de la sociedad es el bien común, es decir, aquel bien que une a todos sus miembros y determina el modo de organizarse la sociedad. Al colaborar en esta tarea, la persona alcanza también su máximo desarrollo humano y espiritual.

9. ¿Qué es el bien común? El bien común puede definirse como el conjunto de condiciones de la vida social que permite a los hombres, familias y agrupaciones realizarse completa y fácilmente. Los gobernantes lo lograrán en la medida en que reconozcan, respeten, promuevan y defiendan los derechos y deberes de la persona.

10. ¿Cuántas clases de bienes incluye el bien común de la sociedad? Pueden distinguirse tres clases de bienes: bienes útiles, como los que causan el bienestar material, la vivienda, etc.; bienes deleitables, que responden a las necesidades del cuerpo y del alma, como el deporte, el descanso, las bellas artes, etc.; y bienes honestos, como los bienes morales, intelectuales y religiosos.

11. ¿Qué condiciones implica el recto orden social? El recto orden social implica el respeto a la debida jerarquía entre los bienes, y concretamente la primacía de los bienes espirituales. No habría una verdadera promoción humana si no se proporcionara junto a la ayuda material y profesional, una verdadera promoción espiritual y moral.

12. ¿Cuándo es recto y justo un determinado orden social? Se dice que un orden social es justo cuando ofrece al hombre la posibilidad de realizar libremente su personalidad. Por el contrario, un orden social injusto es una amenaza y un obstáculo para el desarrollo de la libertad el hombre y de su destino.

13. ¿Cuáles son principios básicos de la Doctrina Social? Los principios fundamentales para construir un recto orden social son: la primacía de la persona, la solidaridad, a función subsidiaria del Estado, la participación activa de todos en la búsqueda del bien común. A lo largo de estas páginas se irán explicando sus exigencias y su ámbito de aplicación.


Ir Arriba
   
 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=